In motos trail yamaha xt500

Clásicas trail: Yamaha XT 500 SP 1988

Si a alguna marca y a algún modelo hay que atribuirle la creación del concepto trail, tal
como lo entendemos hoy en día, es a Yamaha con su primera XT 500.



Motocicleta en estado original propiedad de Pere Casas. Fotos: Joan Carles Orengo.

Motocicletas de uso mixto asfalto-campo nos atreveríamos a decir que existen desde el
nacimiento del motociclismo, a principios del siglo XX, más que nada porque la escasez de
carreteras dignas de tal nombre obligaba a los fabricantes a crear modelos que pudieran
ser eficaces también circulando por caminos de tierra.

Con el paso de los años y la evolución técnica y del mercado, se fueron autocreando segmentos más o menos definidos y en el caso que nos ocupa, se trata del nacimiento de
las motos todo terreno a principios de los 60, que con el tiempo derivarían en las enduro
más especializadas y las trail, mucho más versátiles.

Yamaha fue pionera con estas últimas con su primera DT1 de 1968 de 2 tiempos. Una
ligera monocilíndrica con manillar alto, escape elevado, neumáticos mixtos y suspensiones
de mayor recorrido de lo habitual. Esta moto, rápidamente se convirtió en superventas al
copar un segmento del mercado prácticamente virgen hasta el momento -puesto que tan
solo algunas marcas, como Bultaco o Husqvarna comercializaban modelos off road
matriculables- aunque ninguna tan apta y versátil para el uso cotidiano como aquella
Yamaha de 250 cc. Acababa de crearse el concepto trail -camino en inglés- y que define
perfectamente el propósito de aquellas motos: poder salir del asfalto sin llegar a ser una
off road pura y dura.



PRIMERA TRAIL MODERNA

El éxito de esta saga de modelos -que pronto fue imitada por muchos otros fabricantes- y
la evolución de los motores de 4 tiempos dio como resultado unos años más tarde,
concretamente en 1976, al nacimiento de la primera XT 500. Esto suponía una evolución
del concepto aportando las ventajas de los motores de válvulas a unas motos que ya
empezaban a ser utilizadas por muchos usuarios para recorridos más largos que simples
«salidas por la mañana al campo».

Había nacido la trail moderna tal como la entendemos hoy en día. Aún con motor de dos
válvulas refrigerado por aire, frenos de tambor en ambas ruedas y doble amortiguador
trasero, pero una gran moto de dignas prestaciones en todos los sentidos que fue
rápidamente adoptada también por los primeros aventureros europeos en sus excursiones
fuera del continente y en los primeros rallyes africanos, en los que las Yamaha XT se
convirtieron en legión entre los participantes privados.

Aunque no hay diferencia notable a la vista entre las primeras XT y las últimas, como la
que ilustra este artículo, sí que disfrutaron de una discreta evolución. La primera versión
de 1976 equipaba un escape con recorrido inferior, «anomalía» que se corrigió tan solo
un año después ya para el resto de vida de la saga.

En 1979 el motor recibe remodelaciones técnicas para mejorar la fiabilidad. Un año más
tarde, las suspensiones alargan su recorrido y el depósito su capacidad; y en 1986, el
sistema eléctrico pasa de los 6 a los 12 V, permaneciendo ya prácticamente sin cambios
salvo algún retoque estético ¡hasta 1990! Compartiendo incluso catálogo con la XT 600
mucho más avanzada técnicamente, con monoamortiguador trasero, frenos de disco y
motores de 4 válvulas…



EL DATO
Entre los muchos éxitos de las Yamaha XT cabe destacar la victoria absoluta (entre coches
y motos) en el primer Rally Paris-Dakar en manos de Cyril Neveu en 1979.
MÍTICO
El motor monocilíndrico 4T de 2 válvulas, refrigerado por aire y 499 cc, fue diseñado en su
momento para minimizar el efecto en las vibraciones de los motores de este tipo.Aportaba

además unas dosis de robustez y fiabilidad que le permitieron seguir prácticamente sin
cambios importantes durante la larga vida comercial del modelo. Los detalles cromados
en el depósito y los protectores de escape son muy característicos de la época. Los frenos
de tambor y el doble amortiguador trasero no sufrieron tampoco modificaciones
importantes pese a que a partir de 1984 Yamaha ya comercializaba el modelo XT 600
mucho más evolucionado en este sentido.




Fuente: Joan Carles Orengo. - www.motocicliesmo.es

Related Articles

Suscríbete a nuestro newsletter semanal